5 ventajas del suelo radiante.

Confort

La calefacción por el suelo consiste en calor radiante, por lo que experimentará un calor agradable a una temperatura inferior a la del aire. Esto tiene un efecto favorable en la humedad relativa de la estancia. La calefacción por suelo radiante calienta toda la superficie por igual sin corrientes de aire, de esta forma, el espacio se calienta mejor y de forma equitativa. En resumen, una cabeza caliente y los pies fríos es impensable con la calefacción por suelo radiante.

Ahorro en su factura

El sistema de la calefacción por suelo está particularmente diseñada para ser más eficiente con la energía consumida ya que una disminución de la temperatura ambiental de varios grados tiene un efecto positivo en sus facturas. La instalación de suelo radiante proporciona una distribución uniforme con un circuito de baja temperatura es un aumento en la rentabilidad, ofreciendo un ahorro de alrededor del 15% en su consumo de energía en comparación con otros sistemas de calefacción.

Completa libertad de distribución

La instalación de la calefacción con suelo radiante quedará completamente oculta bajo el pavimento. Usted podrá organizar el espacio de su estancia con total libertad disfrutando de las ventajas de un suelo radiante en el hogar.

Más saludable

La calefacción por suelo radiante le proporciona la eliminación de la circulación de aire, reduciendo así el movimiento del polvo generado por otros sistemas de calefacción. Gracias a esto, las personas con alergias lo notan en el ambiente y lo agradecen enormemente ya que ven reducidos sus efectos y ganan en bienestar.

Enfriamiento económico

La instalación de calefacción por suelo le permite enfriar también su casa. El único requisito es disponer de agua fría que fácilmente puede ser suministrada por una enfriadora o bomba de calor. De este modo se reduce también considerablemente el coste del enfriamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *